Excursiones y actividades

Senegal es un país bañado por las aguas del Atlántico de norte a sur y atravesado por dos grandes ríos.

Matrimonio feliz entre el medio mineral y el acuático, entre manglares y « bolongs » (canales de agua salada), entre arrozales y palmares, entre ríos y cultivos de subsistencia, entre mangos y baobabs, entre rocas volcánicas y arena, entre colinas que verdecen y extensiones desérticas, ¡¡tantos colores, olores y sensaciones para descubrir!!

Para cada estación su panorama, para cada región sus particularidades, su lengua, su religión, su cultura ancestral.

Viniendo a bucear con nosotros, podremos ayudarlo a organizar una escapada de una jornada o más.

Aconsejarlo en las elecciones de sitios a visitar, ya sea dentro de Dakar o en sus alrededores, o bien hacia el sur del país, o hacia la Casamance. Nosotros haremos lo máximo para que Ud. aproveche nuestra experiencia acumulada.

Viniendo a Dakar, Ud. tendrá la ocasión de visitar numerosos mercados, vagar en la isla de Gorée o de pasar una velada en la Isla de Ngor y de disfrutar de una puesta de sol en el cabo de Almadies.

A una hora en auto hacia el sur, Ud. podrá ir al encuentro de animales salvajes en la reserva de Bandia, o para sensaciones fuertes Ud. podrá intentar el recorrido de AcroBaoBab. Dándose más tiempo, Ud. podrá ir hacia el delta del Sine Saloum, al encuentro del país Serere, de sus islas, desplazándose de una a otra en piragua. Yendo hacia el norte a 1 hora de ruta, encontramos el Lago Rosa y sus dunas, sus playas sin fin que se extienden hasta San Luis. Si vuestro deseo es el desierto, pasear montado en lomo de dromedario, entonces es el desierto de Lompoul que los acogerá.

Bucear en Senegal es también el deseo de descubrir una de las tantas culturas africanas y todo a pasos de Occidente, a algunas horas de avión de Paris, de Madrid o de Londres.